Top
Image Alt

Bosque Quemado [2019]

Amazonas

Bosque Quemado
es una serie de fotografías que realizo desde 2011 como metáfora de los incendios forestales que año tras año arrasan los bosques de casi todos los países de La Tierra. Imprudencias, descuidos, pero sobretodo intereses comerciales, especulación y codicia son los que acaban con millones de hectáreas de masa forestal.
2019 ha sido un año fatídico, ardió Australia y buena parte de la Selva del Amazonas (5.800.000 ha), Siberia (16.000.000 ha), menos mediáticos pero no menos importante fueron los incendios provocados en Bolivia (5.000.000 ha) a los que se sumaron clásicos, como los que año tras año asolan Indonesia (1.640.000)*

Tomo la cerilla como elemento básico, mínimo e imprescindible para provocar un fuego, pero en esta obra la cerilla se convierte a la vez en el propio bosque, ya que construyo con ellas una plantación de árboles con una disposición vertical y perfectamente alineada sobre una base de madera, y les prendo fuego, evocando de esta manera la destrucción.

Ver las llamas es aterrador, pero para mí, es el paisaje desolado tras el incendio lo que más me impacta. Un escenario monocromo donde sólo existe el negro, los troncos que no se consumieron permanecen erectos como espíritus vagando entre las cenizas. Árboles de tronco hierático en perfecta formación que se transforman en sombras ennegrecidas, deformadas, retorcidas. Fantasmas de lo que un día fue un bosque y donde ahora sólo queda desolación.

 

* Fuente: Greenpeace