Top
Image Alt

Debo dejar de fumarte…

DEBO DEJAR DE FUMARTE...

by Luumkab

Soy de las que les gusta levantarse temprano y callejear por la ciudad desierta. Miro el reloj… todavía no son las 5 am. Me doy media vuelta en la cama y empiezo a contar hacia atrás… 99, 98, 97, pienso en la reunión de trabajo que tengo esta tarde en Tuxtla.
¡No! ¡No! ¡No!, la técnica consiste en no distraerse, he de volver ha empezar… 99, 98 y mi mente vuela de nuevo.

Se por experiencia, que a estas horas estoy más creativa y trabajo más y mejor, enciendo la luz y retoco el documento que había preparado. Tecleo incesantemente cuando percibo el silencio. Llevo más de 15 años viniendo a Sancris* e invariablemente el ensordecedor detonar de los petardos me acompaña en mis madrugones insomnes. Y yo, que tengo una cierta tendencia a dispersarme, aparto el ordenador y pienso que el pueblo mágico ha ido perdiendo su identidad paulatinamente.

Primero fueron las artesanías, que muchas veces ya no son tales, después la invasión de las calles por nómadas de paso, o no, que venden los más variopintos productos: sushi, trufas, collares o espectáculos. Con la reordenación urbanística llegaron los locales de moda que han dejado de tener una oferta variada para sólo competir en decibelios creando una cacofonía desconcertante.

He de hacer la maleta, y me da una enorme pereza acomodar el posh, el café y el cacao que me pidió mi pareja.

Frente a mi surge un poema de Sabines:

“Espero curarme de ti en unos días. Debo dejar de fumarte, de beberte, de pensarte. Es posible. […]”

Esta es la sensación que muchas veces tengo con este lugar, me desconciertan muchas cosas, y al mismo tiempo me atrapa, me genera un anhelo de volver apenas he marchado.

Parto de aquí unas horas, mejor dejo de divagar. La globalización llega a todas partes, somos clones. Vuelvo a la perdida de identidad. Y aunque sé que los que tenéis animales estaréis aliviados al no despertaros con el ensordecedor ruido de las tracas, yo echo de menos los petardos cuando paseo por las calles en penumbra.

*Familiarmente San Cristóbal de las Casas (México)